DSC_0472

 

Honoré de Balzac, escritor francés  creó el Tratado de la vida elegante, donde define a la elegancia como “la ciencia de no hacer nada igual que los demás, pareciendo que se hace todo de la misma manera que ellos.”

Recordemos que belleza significa armonía y proporción de las partes dentro de un todo. Estas partes o aspectos pueden referirse al cuerpo, a los vestidos, al lenguaje o a la conducta. En otras palabras, la belleza es una de las claves para lograr la elegancia.

Mi finalidad, cada vez que comparto looks con ustedes, es la de proponer otras maneras de vestir prendas casuales. Formas diferentes, peculiares, con identidad propia. Porque dentro de las posibilidades que tenemos, podemos elegir muchas opciones.

Cada semana armo composiciones personales —de verdad, bien personales— acerca de lo que podemos vestir todos los días.

La elegancia es una filosofía de vida, de comportamientos, de modos y actitudes, más que una forma de vestir. Se sustenta en un triángulo que conforman la educación, la delicadeza y la cultura. No se debe notar, debe estar. Hay que trabajar para resaltar siempre lo positivo de nuestra personalidad y acotar las cosas negativas.

DSC_0433

 

DSC_0452

DSC_0458

DSC_0464

DSC_0467 Fotos by Jime Ferrand