Hay días en los que uno cree tener todo bajo control. “Este jean, con esta remera. Le sumo la musculosa y ¡Voilà! Un look nuevo, distinto de lo que estaba acostumbrada a ver”. Lo cierto es que lo que nos cierra hoy, puede resultarnos inviable tiempo después.

Luego de la situación del lunes, podría haber encarado esta nueva semana como si nada hubiese pasado. Pero no puedo hacerlo.

 

Entiendo este espacio como un sitio público, donde todas podemos hablar libremente. Trato de hacer siempre las cosas de la mejor manera posible y, en ocasiones, puedo fallar. Pero no por ello dejo de seguir intentando. Hay cosas que son mucho más profundas de las que uno cree. Aprendí eso el lunes pasado. Muy lejos de mí estuvo querer adjudicarme la autoría de textos que no me pertenecen.

Todos tenemos distintas facetas. Me encanta la ropa, vestir bien y hablar de las últimas tendencias. Pero también soy curiosa y me gusta investigar, aprender e intercambiar ideas acerca de este fascinante mundo de la moda, de su origen y evolución.

 

Guada Malter. 

Cada semana, en el momento de armar mis posteos, observo qué “dice” la imagen: cuál es la información integral que da el equipo. También, analizo cuál es la prenda o detalle que pueda marcar una diferencia en ese look. A partir de eso _humildemente_ disfruto aportar reflexiones e ideas que van un poco más allá de lo que vemos en las imágenes.

 

Guada Malter. 
 

Guada Malter. 

Volviendo ahora a la programación habitual:

La paleta de color me parece sutil. Todas las prendas guardan esa conexión que simplemente logra el click.

Pero, por otro lado, puede que haya algo que haga ruido ¿no?: ¿el jean?, ¿el tiro alto? ¿la pata ancha? ¿el largo?,

Algunas veces combinamos prendas que en un primer momento nos parecen la composición perfecta.

Aunque una vez que salimos de casa se nos ocurre que por ahí un jean chupín hubiese sido una mejor elección.

 

Guada Malter. 
 

Guada Malter. 

Pero el día avanza y tenemos que seguir adelante. Poner actitud y terminar la jornada de la mejor manera.

 

Fotos: Achu Arias

Mucsulosa: Sathya

Sandalias: Bel Carril para Shoeroom